Combinando los beneficios de la calefacción por infrarrojo lejano con la monitorización, sensórica, captación y análisis de datos, obtenemos una mejora global en las granjas de broilers.